Jueves, 19 Septiembre 2019
    Noticias y Actualidad de Normativa Laboral y Legislación en el Transporte de Mercancías y la Logística
    Miguel Pereira

    Miguel Pereira

    El diálogo social en el sector del transporte de mercancías por carretera, a pesar de sus limitaciones, ha demostrado durante estas últimas décadas gozar de buena salud, y los interlocutores sociales, de madurez y de sentido de responsabilidad.

    Los cambios en la interpretación de la normativa sobre cotización por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, por parte de la Seguridad Social, están causando no pocos problemas a las empresas, puesto que mueven a confusión. El autor de este artículo explica claramente cómo se ha cotizado a un tipo superior al que corresponde, por lo que es necesario que las empresas de transporte soliciten la devolución de los ingresos indebidos.

    El responsable de Relaciones Laborales de la CETM, Miguel Pereira, ha escrito un interesante artículo acerca del plazo máximo de ultraactividad de los convenios colectivos, una reflexión de plena actualidad, a pesar de que el pasado 7 de julio terminara el plazo de vigencia (el fin de la ultraactividad) de no pocos convenios en todo el país.

    La Asociación Española de Mensajería (AEM), miembro del Comité Nacional de Transporte por Carretera (CNTC), impugnó el II Acuerdo General para las Empresas de Transporte de Mercancías por Carretera con el fin de dejar fuera de su ámbito de aplicación la actividad de las empresas de mensajería.

    Miguel Pereira

    Miguel Pereira. Responsable de Relaciones Laborales de la CETM.

    En muchos de nuestros convenios colectivos se ha venido pactando tradicionalmente el derecho de los trabajadores a disfrutar de un determinado número de días al año de licencia o permiso retribuido por asuntos propios. Se trata, en esencia, de un derecho por el que los trabajadores, mediando normalmente un preaviso, pueden no asistir al trabajo sin tener que alegar causa alguna y sin que ello les conlleve pérdida de salario.

    Miguel Pereira

    Miguel Pereira. Responsable de Relaciones Laborales de la CETM.

    Tal como comenté hace un par de meses, el Boletín Oficial del Estado de 11 de abril publicó dos sentencias del Tribunal Constitucional acerca de la posibilidad de que un trabajador impusiera a su empresa un cambio de horario para atender sus responsabilidades familiares, concretamente, para cuidar a sus hijos menores. Mientras la primera de ellas no concedió el amparo de la trabajadora, la segunda enmendó la plana a los tribunales ordinarios por haber denegado la pretensión del trabajador, a pesar de tratarse de supuestos muy similares.

    Miguel Pereira

    Miguel Pereira. Responsable de Relaciones Laborales de la CETM.

    Para llamar la atención de mis alumnos, y salvando por supuesto todas las distancias, cuando tengo que explicar el poder de dirección del empresario suelo hacerlo comenzando con el símil del deber de obediencia militar.Cuando el capitán da una orden, el soldado la acata y punto; si no le parece bien, deberá posteriormente utilizar los cauces habilitados para tramitar una queja o para intentar que esa orden no se repita en el futuro. Pero lo que está claro es que el soldado debe obedecer sin rechistar la orden de su superior, so pena de convertir en ingobernable en el acto al más disciplinado de todos los ejércitos.

    Miguel Pereira

    Miguel Pereira. Responsable de Relaciones Laborales de la CETM.

    En la edición anterior de la revista comenté la publicación de dos sentencias del Tribunal Constitucional sobre la posibilidad de que un trabajador impusiera a su empresa un cambio de horario para atender sus responsabilidades familiares, concretamente, para cuidar a sus hijos menores. Mientras la primera de ellas no concedió el amparo de la trabajadora, la segunda enmendó la plana a los tribunales ordinarios por haber denegado la pretensión del trabajador, a pesar de tratarse de supuestos muy similares. Tal como anuncié voy a comentar ambas sentencias en dos artículos distintos.

     

    Miguel Pereira

    El Tribunal Constitucional dictó el pasado 14 de marzo dos sentencias en dos asuntos muy parecidos, o que al menos tratan del mismo –y permanente- conflicto: la conciliación de la vida familiar y laboral, esto es, la conciliación de los intereses de las personas en cuanto miembros de una familia y en cuanto trabajadores de una empresa; porque lo cierto es que en ocasiones no resulta fácil conjugar los derechos y deberes que los trabajadores tienen por el hecho de ser padres, hijos, hermanos, etc., de sus familiares, y los que surgen por ser titulares de un contrato de trabajo.

    Miguel Pereira

    Miguel Pereira. Responsable de Relaciones Laborales de la CETM.

    El artículo 52 del Estatuto de los Trabajadores contempla entre las causas que motivan el despido objetivo –para el que se prevé una indemnización de 20 días por año con un máximo de una anualidad- la de las faltas de asistencia justificadas al trabajo siempre que se superen determinados límites; claro, ha de tratarse de causas justificadas pues si no lo fueran serían merecedoras de un despido disciplinario, no de uno objetivo.

    Página 1 de 2

    Separatas y Monográficos del Transporte

    © 2018 BGO Editores. Desarrollo Área Fotográfica - Juan Caraballo - Revista Transporte Profesional - 91 744 03 95