Miércoles, 11 Diciembre 2019

    El Parlamento Europeo vota a favor de incluir a los autónomos en la Directiva de Tiempos de Trabajo

    euro18062010.jpg

    El Parlamento Europeo ha decidido que los transportistas autónomos de camiones y autobuses sean incluidos en la Directiva sobre Tiempos de Trabajo aprobada en 2002 para los conductores asalariados. Los diputados han rechazado, con 368 votos a favor, 301 en contra y 8 abstenciones, la propuesta de la Comisión Europea, que estaba a favor de excluir a los trabajadores por cuenta propia de la citada Directiva.

    Los eurodiputados han confirmado la posición de la Comisión de Empleo, que el pasado 28 de abril votó a favor de incluir a los autónomos en la Directiva por razones de salud, seguridad en las carreteras y justa competencia. Tras la votación, la Comisión Europea declaró su intención de revisar todas las posibles opciones, incluida la retirada de la propuesta legislativa.

    La mayoría de los diputados del Partido Popular Europeo (PPE), entre ellos la ponente Edit Bauer, así como otros parlamentarios liberales, conservadores y reformistas, votaron a favor de la propuesta de la Comisión Europea, que propuso dejar fuera de la directiva a los conductores autónomos e incluir a los "falsos autónomos".

    edificio parlamento europeo

    Los diputados que apoyan la propuesta de la Comisión argumentan que los autónomos "no están sometidos a las limitaciones de tiempos de trabajo en ningún otro sector de actividad". Además, subrayan que "la capacidad de elegir libremente su tiempo de trabajo, dentro de los límites de la legislación nacional, es consustacial a los trabajadoresa autónomos".

    La Directiva de 2002 sobre el tiempo de trabajo de los conductores establece que los trabajadores autónomos quedarían excluidos de forma temporal hasta el 23 de marzo de 2009, fecha en la que debería comenzar a aplicárseles esta legislación, a menos que la Comisión Europea sugiriera lo contrario. Bruselas presentó, en octubre de 2008, una propuesta legislativa para excluir a los autónomos de forma permanente.

    Dicho texto jurídico introduce una serie de normas comunes sobre el tiempo de conducción, los tiempos de carga y descarga, la asistencia a los pasajeros, la limpieza y mantenimiento y los trámites con la policía y las aduanas. Además, fija un límite de 48 horas semanales de trabajo, que pueden llegar a 60 siempre que no se supere la media de 48 horas en un periodo de cuatro meses.

    Con el rechazo de la propuesta de la Comisión por parte del Parlamento, la Directiva 2002 sigue en vigor y, por tanto, debe aplicarse a los conductores autónomos.

    Valora este artículo
    (0 votos)
    Más en esta categoría:

    Deja un comentario

    Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

    Separatas y Monográficos del Transporte

    © 2018 BGO Editores. Desarrollo Área Fotográfica - Juan Caraballo - Revista Transporte Profesional - 91 744 03 95