Miércoles, 18 Julio 2018
Login Registro

Iniciar sesión

Usuario *
Contraseña *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos con asterisco(*) son obligatorios.
Nombre *
Usuario *
Contraseña *
Confirmar contraseña *
Email *
Confirmar email *
Captcha *
Reload Captcha

    Reportaje peajes obligatorios - Fomento quiere que los camiones pasen por caja

    Peajes obligatorios Peajes obligatorios Transporte

    Empezó La Rioja y le han seguido Tarragona, Burgos, León, Galicia… la última en apuntarse a la obligación de los camiones de pasar por peajes es Segovia. Explicamos las claves del porqué de la medida.

    El año comienza con novedades (no demasiado positivas) para las finanzas de las empresas de transporte. Nuevos costes que añadir a los balances amenazan con desestabilizar las cuentas de resultados. Y todo por la decisión del Ministerio de Fomento de obligar a los camiones a pasar por el peaje en ciertas vías de la Red de Carreteras del Estado.
    En concreto, son cuatro los tramos que el Gobierno central ha acordado con las comunidades autónomas que van a restringir el paso de vehículos de cuatro o más ejes (en un caso) o de más de 7.500 kilos (en otro), con una bonificación del 75% sobre la tarifa normal (siempre que se haga uso del dispositivo Via-T). En algunos casos, ya medida ya entró en vigor el pasado mes de diciembre (como en La Rioja, que ha sido la pionera). En realidad, la medida afecta a vehículos o conjuntos de cuatro o más ejes, lo que la limita a los camiones.
    En el caso riojano, los tramos prohibidos a camiones en la N-232 comprenden el límite de Álava con La Rioja y en la N-124, el tramo entre Navarra y La Rioja.
    El Comité Nacional del Transporte por Carretera, en sus diversas reuniones, ha analizado las repercusiones que tiene en las empresas del sector, que no sólo son económicas sino también operativas, al obligar a cambiar la ruta habitual para introducir cambios a la hora de hacer la carga y descarga.
    Las asociaciones que integran el Comité han manifestado su más enérgica queja a las Direcciones Generales de Tráfico y de Transportes Terrestres al considerar la medida "precipitada y sorpresiva", por lo que pidieron su suspensión cautelar hasta que tengan un encuentro con el Ministerio de Fomento para tratar las actuaciones promovidas por varias comunidades autónomas y el propio Fomento para el desvío obligatorio de camiones.
    Además, han pedido que queden sin efecto las sanciones impuestas desde la entrada en vigor de la prohibición de circulación en la N-232 y la N-124, que ascienden a 200 euros por sanción.

    Peajes para camiones
    Más vías

    Pero la de La Rioja no es la única comunidad autónoma que restringe el paso de camiones por carreteras nacionales. Otra que acaba de entrar en vigor con el comienzo del año ha sido la N-340, con dos tramos afectados: entre Peñíscola y L'Hospitalet de l'Infant y entre Altafulla y Vilafranca del Penedés Sur, en la provincia de Tarragona. El procedimiento es el mismo: se prohíbe el paso a vehículos de cuatro o más ejes, con la particularidad de que, en estos dos tramos, la bonificación baja al 42,5% y la medida afecta a vehículos de más de 7.500 kilos de masa máxima autorizada.
    En el caso de la AP-7, el problema se remonta a unos cuantos años atrás, cuando la alta siniestralidad que soporta la N-340 (la vía que ya no pueden utilizar los camiones en estos tramos) ha obligado a las autoridades a tomar medidas. En su momento, los transportistas pidieron poder utilizar la autopista de forma gratuita, pero ni la Generalitat ni el Ministerio de Fomento aceptaron sus propuestas.
    Como medida disuasoria y para fomentar el uso del peaje entre los transportistas, la concesionaria Abertis firmó en 2014 un acuerdo con las asociaciones de transporte de la Comunidad Valenciana que les ofrecía un descuento del 50% del precio del peaje a los camiones que pasaran por el tramo de la AP-7 entre las localidades de Sagunto (Valencia) y Torreblanca (Castellón). La diferencia es que, en aquel caso, la medida era voluntaria, no obligatoria, como ahora.

    Las que vienen

    Pero La Rioja y Tarragona no son las únicas provincias que tienen restringido el paso de camiones por tramos de su red vial. Otras comunidades autónomas ya tienen firmados acuerdos (o están en el proceso) para el mismo fin. Se trata de Castilla y León (con dos tramos: la N-VI, entre León y Astorga, y la N-I, entre Burgos y Miranda de Ebro).
    Para estos dos tramos, Fomento ha firmado un protocolo con la Junta de Castilla y León en términos similares: obligación de hacer uso de la autopista (la AP-71, en el primer caso, y la AP-1, en el segundo) y bonificación del 75% del precio del peaje si se utiliza el dispositivo Via-T, o del 71,23% si no se tiene y se realiza el tramo completo.
    En ambos casos, aún no hay fecha anunciada de entrada en vigor, pero los acuerdos entre la Administración central y la autonómica ya están firmados, con lo que se espera que sean efectivos cuanto antes.
    Además, hay varios tramos más en proyecto: en Galicia, la Xunta quiere trasvasar el transporte pesado de la N-550, entre Vigo y Redondela, a la AP-9, y de la N-525, entre Santiago de Compostela y Alto de Santo Domingo, a la AP-53. Por su parte, el tramo de carretera nacional que une Segovia con Madrid, en la Nacional VI, también va a estar prohibido a camiones, lo que les obligará a hacer uso de la AP-6, a su paso por Adanero.

    Los peajes obligatorios

    Peajes obligatorios

    ¿Cuándo se puede transitar por la N-232?

    Desde el 2 de diciembre de 2017 está restringido al tráfico de vehículos de cuatro o más ejes en el tramo riojano de la carretera N-232, lo que obliga a los camiones a pasar por la AP-68 desde el peaje de Zambrana hasta el de Tudela (Navarra).
    Las excepciones a esta norma son las siguientes:

    • • Cuando su tránsito sea imprescindible para labores de carga o descarga.
    • • Cuando se acuda a un taller para labores de mantenimiento del vehículo.
    • • Cuando el vehículo esté domiciliado en La Rioja y circule hacia su base.
    • • Cuando el conductor tenga su residencia en algún punto de La Rioja y se dirija a su domicilio.
    Ovidio de la Roza
    Ovidio de la Roza, presidente Comité Nacional Transporte por Carretera


    "Estamos absolutamente en contra de las resoluciones de tipo obligatorio, salvo que sean gratuitas. Es la posición que venimos manteniendo y en la que no hay variaciones. En el caso de La Rioja, sabemos que se ha firmado un acuerdo a cinco años, es decir, hasta 2022 ¿qué va a pasar a partir de ese año? Nuestra sospecha es que esto va a tener carácter definitivo, y una vez que se empiecen a aplicar este tipo de obligatoriedades, esto va a extenderse a muchas más comunidades. Otro peligro está, obviamente, en modificar las bonificaciones. Ahora hay unos descuentos realmente interesantes, pero no sabemos si se van a mantener o no. Una cosa es que, en principio, se puedan mantener esas bonificaciones, pero luego pueden convertirse en bonificaciones menores o, incluso, en no modificar nada".

    Javier Arnedo
    Javier Arnedo, presidente CETM La Rioja

    ¿Qué valoración hacen del peaje tras su entrada en vigor?


    "Nuestra valoración del peaje riojano es totalmente negativa. No debemos olvidar que, a lo largo de los 150 kilómetros de autopista en La Rioja sólo hay seis accesos disponibles, lo que dificulta la operatividad de los vehículos a la hora de desplazarse por la región. Además, hay trayectos en los que el número de kilómetros a recorrer aumenta en hasta un 50% en comparación con el mismo recorrido de la N-232: esto se traduce en aumento de costes y pérdida de tiempo innecesario para nuestras empresas".

    ¿Qué supone esto para los conductores?


    "Son los que están sufriendo la medida de forma más directa. Se les dificulta poder llegar a sus domicilios, impidiéndoles conciliar su vida familiar. Además, las áreas de la AP-68 son escasas, reducidas y no prestan tantos servicios como las que hay en la carretera nacional. Y, por si fuera poco, las sanciones por no cumplir estas restricciones recaen sobre ellos mismos".

    La bonificación no es la que la asociación reclamaba, pero ¿les parece aceptable?


    "El problema, según nuestro punto de vista, es la obligatoriedad de la medida, que si no se cumple conlleve sanciones, que los conductores no puedan salir de la AP-68 a comer, estar con su familia, descansar o que se les impida salir a repostar a las estaciones de servicio de la carretera porque las de las autopistas son insuficientes o muy caras. Creemos que un descuento beneficioso para las empresas sería suficiente para que decidiéramos utilizar la AP-68, pero sin imposición alguna".

    Revista Transporte Profesional

    Número 379 - Enero 2017
    Este artículo completo ha sido publicado en la revista Transporte Profesional
     
     
    Número 379 - Noviembre 2017

    Valora este artículo
    (0 votos)
    Más en esta categoría:

    Deja un comentario

    Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

    © 2018 BGO Editores. Desarrollo Área Fotográfica - Juan Caraballo - Revista Transporte Profesional - 91 744 03 95